miércoles, 23 de julio de 2014

Cinco modos sencillos de correr más rápido (si quieres)

  • No tiene por qué ser tu objetivo, pero estos consejos para correr más rápido sin que sea necesario hacer un esfuerzo extra, te resultarán útiles en tu día a día como 'runner'. 
1. Da más pasos, que no quiere decir dar zancadas más largas sino más frecuentes. Los corredores que tienen un mayor número de pasos por minuto suelen ser los más rápidos y eficientes. Dar pasos más cortos es la clave para tener un ritmo más rápido. 
2.  Entrena en la cinta. Aunque es un poco aburrida es lo mejor para incrementar el ritmo de la carrera. La cinta te fuerza a mantener el ritmo, al aire libre siempre es más fácil holgazanear y mantenerse en la zona de confort. Establece previamente un objetivo , por ejemplo, correr 15 minutos a ritmo más rápido del habitual, y empieza. Te sorprenderá lo rápido que tus piernas se adaptan a la nueva velocidad.  
3. Usa a tus amigos. Si no tienes una cinta de correr disponible, aprovecha a tus amigos que son más rápidos que tú y corre con ellos, o apúntate a un club de 'running'. Una conversación amigable o simplemente la presencia de otra persona te mantendrá distraído de la incomodidad de correr a un paso más rápido que el tuyo. Correrás más rápido y más kilómetros si hay un amigo cerca apoyándote en tu objetivo.  
4. Prueba a correr por intervalos. En lugar de acelerar el ritmo durante todo el entrenamiento prueba a hacerlo por intervalos. Comienza a correr a tu ritmo normal durante dos minutos y ve incrementando el ritmo de la carrera cada 45 segundos.  
5. Diferencia tus entrenamientos. Cuando estás intentando incrementar tu velocidad , es importante intentarlo con perseverancia pero darte intervalos para que los músculos se recuperen. Puedes diseñar días para entrenar a tu potencial más alto y otros para descansar o para hacer una carrera que sea fácil para


No hay comentarios:

Publicar un comentario